Friday, October 20, 2006

 

domani é troppo tardi


Pier Angeli tenía un frasco de barbitúricos en su mesita de noche. Cerró los ojos: caminaba por Cagliari, su Cerdeña natal, bajo la lluvia. Divisó el tranvía en dirección a la playa de Il Poetto. A través de los vidrios del vehículo contempló su amada ciudad...

Recordaba cuando, de niña, había ido con su familia hasta el anfiteatro romano y ella, en el centro del proscenio, declamó como una trágica actriz griega (en la playa se dirigió al mar hasta que sus pies se inundaron de la belleza cristalina de las aguas). Y con su hermana gemela María se habían prometido ser actrices. Un día en casa de los abuelos habían representado el drama de amor Acis y Galatea (ella era la hermosa ninfa Galatea, su hermana el bello pastor Acis y su abuelo había hecho de Polifemo, el cíclope también enamorado de Galatea). En otra ocasión, su padre, disfrazado de duende, salía de la gruta de las brujas, mientras su madre movía nubes de cartón y derramaba una lluvia de pétalos de rosas sobre su hermana, la reina de Cartago.

Recordaba su primer beso, a los nueve años, con Aldo, el hijo del cartero, las excursiones juveniles a los desfiladeros de montañosos bosques, el bullicio del puerto, los alegres marineros, sus cantos y faenas navieras a orillas del Mediterráneo, las ruinas romanas y medievales, los flamencos pintando de rosa el paisaje, el atún con spaghetti caliente en la casa de la abuela. Creía ver la llegada de los griegos y fenicios, las invasiones pisanas, catalanas y españolas a toda Cerdeña. Sentía, con vértigo de corazón, que sus primas, Rossana y Martina, la llamaban para pasear por la calle Roma y después ir a ver a los muchachos en la Plaza Jenne. Los piccioccus de crobi (los niños de la calle) se chanceaban en las afueras del templo del dios vientre.

Recordaba las puestas de sol de insólita belleza, con sus juegos de reflejos dorados y claroscuros, los paseos por las conmovedoras ruinas de la fortaleza de S. Ignazio, la procesión del mes de mayo en homenaje a S. Efisio...

Recordaba el rodaje de su película Domani é troppo tardi ("Mañana es demasiado tarde"), con Vittorio de Sica, a quien había amado por su cordialidad y dotes de gran actor.

Recordaba su viaje a Hollywood.

Recordaba que, cuando actuó en Tres amores, se había encandilado con Kirk Douglas. Y, más tarde, cuando su madre supo que se amaba con James Dean quiso que rompiera su romance, porque el actor, tan enigmático, rebelde y sin creencias católicas, la haría desdichada (la madre, al final, la convenció para que se casara, en 1954, con Vic Damone, cantante de ascendencia italiana y católico).

Recordaba que a la salida de la iglesia, después de la ceremonia nupcial, su amado Jimmy estaba montado en su moto llorando y con el motor acelerado.

Recordaba lo que su amado Jimmy le contaba de su infancia sin madre, la vida en la granja de sus tíos en Fairmount, sus juegos de baloncesto, sus primeras incursiones en el teatro, sobre todo en See the Jaguar, en la que había interpretado a un adolescente encerrado en una jaula la mayor parte de su vida.

Recordaba la noticia de la muerte de su amado Jimmy en 1955: iba en su Porsche Spyder por la carretera y, en un cruce, un Ford, conducido a gran velocidad por un estudiante, lo chocó y el Porsche se incrustó en el otro vehículo (el joven y bello protagonista de "Rebelde sin causa" perdió la vida instantáneamente).

Pier Angeli abrió los ojos y escribió en una hoja: Jimmy fue el único y verdadero amor de mi vida.

Y contempló, llorando, el frasco de barbitúricos...


-----------------


(Pier Angeli, actriz italiana de 39 años, se suicidó el 10 de septiembre de 1971. El parte médico consignó "por sobredosis de barbitúricos". Separada de su segundo matrimonio, vivía sola en su casa de California).

Comments:
This comment has been removed by a blog administrator.
 
Mi querido Mentecato. Me haces sentir como Hansel y Gretel, que perdidos en el bosque, llegado el atardecer se sientan abrazados bajo un arbol y para ahuyentar el miedo, él le cuenta "Domani e tropo tardi" mientras ella apoyada en su regazo llora silenciosa, pensando que imagenes pasarian por los ojos de su amigo mientras escuchaba su disco favorito e iba vaciandoel frasco de pildoras. Hansel la abraza, acaricia su pelo con dulzura y susurra en su oido "Domani e tropo tardi, amémonos ahora"
 
Mentecato querido, qué historia tan bien recreada! Además de poeta tienes muy buena mano narrativa.

Necesito que le des un mensaje al Dr. Vicious; que por favor nos cuente su historia y su, al parecer, larga amistad contigo.

Me muero de curiosidad esperando la
historia de la monja enana, historia de la cual tú eres testigo; también debo decir, al parecer, ya que acaso pudiera tratarse de una invención de Lila Magritte, y sería ella quien conoce la historia que se la adjudica a usted, don Mentecato.
Me recuerda el juego de los duques en la segunda parte del Quijote. Espero que usted, Mentecato querido, no nos salga con segundas partes y nos cuente de una buena vez la mismísima verdad. Pongo en orden:
1.- Historia de Dr. Vicious y su relación Mentecato.
2.- Historia de la Monja Enana.
3.- Más relatos biográfico-históricos de Mentecato, el encantador de serpientes y Evas.
 
Muy buena historia.

¡saludos!
 
Lunes otra vez...
Nada como comenzar una semana entre los destellos boreales de tus letras recorriendo esta bella y triste historia.

Mi beso de Opio
 
La maldicion de la monja enana entró en mi casa. No me quedo mas remedio que realizar un exorcismo de palabras. Para librarme de ella.
Si quieres ver el resultado pasa por "El Arcón Mágico"

Un abrazo
 
escribes con encanto, logras atrapar con la historia hasta el final
señor de letras y encantos lo felicito una vez mas
no he podido viajar por algunos problemas, avisame si vas
te dejo besitos y que sea una linda semana
muchos cariños amigo



besos y sueños
 
Mentecato y sus huellas van despertando la curiosidad por donde pasan.
Cada vez más ingenioso e impactante con sus relatos.

Abrazos.
 
La hermosa y adorable Pier Angeli de mis despertares adolescentes. La magia de tu relato me hizo remontar por cielos olvidados. Abrazos.
 
Seguramente la he visto en películas, seguramente he suspirado con sus ojos (como suelo suspirar con cada heroína hermosa de aquellos años), seguramente puedo verla todavía en su Cerdeña natal, en el anfiteatro romano, en los desfiladeros de montañosos bosques o en el bullicio del puerto...porque de cada frase tuya siempre es posible evocar un recuerdo.

Un besito de castores
 
¿Cuándo nos pondrá otra historia, mi querido Mentecatito?
Yo la ansiosa Therese
 
!No me ha ido a visitar!
Le dediqué un cuento pensando en una isla, una mujer y un Mentecato.
Vaya a mi casa a buscar su regalo.

La dulce Therese rendida a sus pies
 
Mentecato demente,
yo no soy esa que tú te imaginas.
Esa otra, la profe de la Chile, yo la conozco muy bien, es una persona normal, simpática, joven, amorosa, linda, adorable y muy querida por sus alumnos.

Nada que ver conmigo que soy deslenguada, deschavetada, medio rayuela de la cabeza y, para más remate, enamoradiza que se debate entre los despliegues viles del Dr. Vicious y un Mentecato delirante y tierno.
Qué le vamos a hacer, pues, oiga!

Su Therese

Igual dime el nombre de tu sobrino nieto, pura curiosidad solamente, tú sabes, tan femenina que es la curiosidad.
Hasta más rato
 
De pronto me sentí desgarrado, estúpidamente desgarrado: rompí las reglas del juego bloguístico, pero recién había conversado con mi ilustrísimo descendiente y me fui de lengua.

Me prosterno, me rasgo mi traje mentecatístico, me encabezo un capirote. Me trizo mi caparazón de tortuga (y me siento como un gorila asesino).

Guardo mi lengua en una cajita de madera con incrustaciones o escamas de dientes de zulúes...

Adentro se devoran mi lengua diminutos escorpiones en llamas.

De mi boca ahora salen gruñidos "quejumbrosos y fantasmales".

Me lo merezco.
 
Mentecatito lindo, usted es un tesoro. No ha roto ninguna regla de este juego bloguístico.
¿Tal vez pudiéramos, usted y yo romper otras reglas? ¿Alguna vez? ¿Algún día?
¿Un café en el Tavelli mañana sábado en la mañana por ejemplo?
¿Os parece?
Suya
Therese

RSVP
Post Scriptum: Necesito saber el nombre del ilustrísimo. Please.
 
¿Romperé otra regla?

El ilustrísimo lleva por nombre Jorge González Torres. Actualmente es periodista de Chilevisión.

¿Obtendrá un abrazo o una mala nota?

Que me pillen confesado.
 
Tendré en cuenta esa posibilidad del Tavelli, pero sólo retorno a casa cuando clarea el alba. Después de sacudirme murciélagos y sueños rotos como cántaros que contenían perfumes egipcios, me duermo...

El sol, entretanto, sale a la pista como domador de tigres. Los niños de otros tiempos juegan a la gallinita ciega, a ponerle cola al burro...

Y yo resoplo como una vieja locomotora. A veces dulcemente halagado por olores de distantes cocinas.

Un abrazo.
 
Lindo, por supuesto que un abrazo y una buena nota.
Lo recuerdo muy bien
Besitos
Tere
 
Con respecto a días y noches, yo soy alondra y tú eres murciélago. No podrá ser Tavelli, entonces, ¿qué podría ser?
Mucho amor
Tere
 
Post a Comment

Links to this post:

Create a Link



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?