Thursday, October 26, 2006

 

el atildado bailarín del Misisipi


En la cama sonaban los grillos. Y el atildado bailarín jadeaba y empapaba su blusa de seda. Mientras subía y bajaba en la montaña rusa del sexo, recordó el día en que, por primera vez, se había vestido de condesa: cabello plateado, zapatillas de raso y un antifaz verde...

Así describiría a un personaje ambiguo en su novela. Y si aparecía una escena de mal comer, también pondría de personaje al Hombre de las Bolas de Nieve que había conocido durante su infancia en Nueva Orleans: se sentía, a lo lejos, el tintinear de la deliciosa campanilla. Y por unas pocas monedas podía uno conseguir un cucurucho de hielo escamoso impregnado por una docena de jarabes: cereza y chocolate, uva y moras, todos mezclados como un arco iris.

Mascó un cigarro y recorrió con la vista el cuerpo mustio de la solterona millonaria con la cual se había acostado: su rostro cadavérico bajo una pasta de menjunjes, sus senos eran dos palomas reventadas y sus piernas huesudas parecían dos ramas blancas, raquíticas, nudosas, de los árboles junto a los cenagales. Se imaginó que, por esas piernas o ramas, iban y venían los extraños coleópteros de los lodazales.

Se vistió y permaneció acodado en las barandas del barco que bajaba por el Misisipi. En la parada del Jíbaro se reencontraría con su amante indio, de la etnia choctaw, al que había conocido en el restorán Rock Inn. Durante el mes anterior, habían retozado, felices y maravillados, en las viñas de los choctaw...

Pensaba que, con el dinero que le había deslizado en sus bolsillos la solterona millonaria, daría un pie para la publicación de su novela. Pero se cambiaría el nombre, porque Streckfus no era relampagueante, eufónico y lo encontraba con ribetes de idioma etrusco.

Volvió a su cuarto y la solterona millonaria aún dormía. Sintió arcadas y al llegar al baño vomitó: el alcohol y las drogas, tarde o temprano, le pasarían la cuenta. Después de lavarse, se acostó al lado de la mujer y se durmió.

En su novela había escrito: Ha llegado el martes de Carnaval y vamos a un baile. Todos han elegido un disfraz menos yo. Ed es un monje franciscano (que mordisquea un cigarro), Pepe un bandido y Dolores una bailarina. Pero a mí no se me ocurre qué ponerme y esto llega a ser un dilema de importancia desproporcionada. La noche del baile, Dolores aparece con una enorme caja rosada; transformado, yo soy una condesa y mi rey es Luis XIV. Tengo cabello plateado, zapatillas de raso y antifaz verde; estoy envuelto en sedas de color verde y rosa. Al principio, ante el espejo, esto me horroriza; luego me alegra hasta el arrebato porque estoy sumamente hermoso. Más tarde, cuando el vals comienza, Pepe, que no me reconoce, me pide una pieza. Y yo ¡astuta Cenicienta!, sonrío bajo el antifaz, pensando: "¡Ah, si fuera yo realmente! Sapo convertido en príncipe, hojalata convertida en oro... ¡Vuela, serpiente emplumada, la hoja envejece!"

Una maniobra brusca del barco lo despertó y, al mirar a la solterona millonaria, vio que ésta era, ahora, una gran iguana húmeda y de su boca salía un vómito verde, donde flotaban los extraños coleópteros de los lodazales.

Y de un tirón, Streckfus se sacó la sucia peluca plateada de condesa...


----------------------


(En 1948, el joven escritor Truman Capote, de 23 años, publicó la novela "Otras voces, otros ámbitos", que lo lanzó a la fama).

Comments:
Ahora sí que me dejaron "epaté" como se decía entre las abuelas de antes: ¿esto lo escribió mi Mentecatico o el vil Dr. Vicious.?
Ser o no ser: he ahí el dilema.

De todas maneras, el relato es estremecedor.
By by
 
Capote estuvo ahí,para iniciar la cuenta regresiva de la literatura norteamericana contemporánea.

Confieso que este libro no me impactó ni la mitad que "A sangre fría".

Como sea,tus palabras trascienden la anécdota.

Abrazos y desayunos en Tiffany´s.
Nestor
 
Tus letras siempre envolviendo anécdotas entre la realidad y la fantasía.

Saludos
 
Honrado por postear en este magno foro. Si bien Capote destacó por "A sangre fría", lo que acabamos de leer no tiene precedente. Hasta me remontó al neorrealismo detallista...

Espero seguir teniendo el placer de deleitarme con más de tus innovaciones, camarada de mil y una aventuras. Salud!
 
This comment has been removed by a blog administrator.
 
No puede imaginar como sigo sus escritos, apenas tengo tiempor entre mi trabajo y otros quehaceres, pero leer de cuando en cuando algo que usted rememora revuelve el inconsciente y me recuerda que hay más, muchas más cosas en la vida.

Muchas gracias por sus abrazos igualmente, le envío los míos.
 
Hola

Quién eres?
 
Holaaaaa , gracias por tus palabras siempre cariñosas me dio gusto verte denuevo :-)
Y como siempre un gusto leerte .
Un besote enorme ...
 
Un relato atrapante. Abrazos.
 
Hola Mentecato, te vine a ver.
Chao
T
 
Pero parece que no existes. Eso dice Lila Magritte.
¿Existes?
 
También me dijo que tu señora me anda buscando por andar molestando a su marido.

Pero si tú no existes, entonces tampoco existe una "tu señora"
¿O no?

Ya me copnfundí.
No entiendo nada.
 
yo se que todo lo cuentas le das encanto
pero me encantaria algo de ternura y amor
yo se que te envuelves en el, pero es tus letras debe ser muy lindo
cruza los dedos hoy....seria genial
apenas sepa algo te aviso
besitos y cuidate, que la semana sea buena
que mañana descanses y mi abrazo con mucho cariño


besos y sueños
 
Muy bueno, muy bueno. Tus letras siempre bailando hasta dar con la mejor coregrafía para el público que te aplaude.

Abrazos.
 
Los disfraces si no los elegimos nosotros habra otros que nos los pongan..y indefectiblemente dejan huellas, marcas imborrables por donde mas nos aprietan.....
La costumbre de halloween se ha instalado en nuestra ciudad y esta noche muchas personas se esconderan tras sus disfraces...Ahora parece que necesitamos escondernos mas veces al año.
 
Texto espectacular. Ya me preguntaba quién lo había escrito.
Un abrazo y gracias por la visita
 
This comment has been removed by a blog administrator.
 
Y entonces el torbellino de la tormenta trocó en leves susurros de brisas que la envolvían y la envolvían y vio a su alrededor que nada era ni sería realmente tan malo, porque él, aquel voraz príncipe de todas las letras la tuvo abrazada la noche entera y allí, entre sus brazos decodificó todos los signos y entendió todas las consignas de sus demonios vueltos a la paz.
Al despertar ...él todavía la tenía entre sus brazos.
Leonora
 
Encantada con tus textos, una maravilla, como siempre.
 
Estas descripciones te hacen sentir bailarín o iguana, a partes iguales...

Un texto genial...

Besosss, mentecato.

A Capote le tengo olvidado, años de mudanzas, tendré que releerlo.
 
Magnifico relato.

Gracias por tu visita

Saludos
 
gracias por tus saludoss, uiii tus palabras siempre son hermosos versos, no quiero ser novia
solo princesa de sueños
princesa encantada de un cuento
un abrazo y un buen fin de semana
besitos y cudiate amigo lindo
un abrazo muy grande



besos y sueños
 
Qué precioso lo que escribió el usuario anónimo
bello, bellísimo...
 
Ella es una poeta que vive en el árbol de los sueños.
 
cuando lo lees te manda a otra epoca
y otro lugar




se sentia un ambiente a lo
"moulin rouge"


cuidt, saludos
*Riana
 
Aquí hay problemas: muchas mujeres aman a Mentecato, y yo soy enferma de celos.
Ya les aviso, muchachas en flor, cuídense de mí.
Yo fui la muje que Mentecato ganó a los dados.
No lo olviden o se arrepentirán.
 
En verdad, aquí la contienda es desigual: Therese tiene la mejestuosidad y garras de una María Félix, quien se refería a sus rivales de amor como las "chamaquitas de barrio".

"Lasciate ogni speranza..."
 
Mire Mentecato, a las chamaquitas del cyberespacio me las va a mantener cortitas.

Ellas ya lo saben; están advertidas, de manera que aquí no habrá perdonazos.

Creo que Lila te advirtió acerca de mí, pero eres testarudo y como yo, que nos gusta jugar con fuego, harto fuego...

Al final, parece que el que ganó fue Dr. Vicious porque se salvó de mis garras.
 
Una cosa más Mentecato:
no te escaparás de mis yambos.

Hasta la próxima visita
 
Entonces, tú, Mentecato, "lasciate ogni speranza".
 
No entiendo la frase, tradúcemela.
 
"Abandona toda esperanza" de escaparte.

Por añadidura, "Alea iacta est" ("La suerte está echada").
 
This comment has been removed by a blog administrator.
 
Mi querido Mentecato:
Espero que no caigas en tan burdo ardid femenino de que " La que le sigue, le consigue" y mas bien atiendas a los dictados de tu corazon y no a la insistencia pegajosa con las que algunas damas se empeñan en envolver sus presas antes de devorarlas.

Un beso fraternal en una tarde lluviosa.
 
Fortunata querida, ya el asunto es directamente mío y mi Mentecato.
Y nada de andarle dejando besos lluviosos a mi futuro marido, ¿me oyó!

Usted, mi linda, debe saber que yo soy más peligrosa que mujer con tarjeta de crédito de marido rico, dando vueltas y aburrida en un mall.

No digan después que no les advertí.
 
no.
yo no te agradezco
por escribirme.

no. viste, no lo hago !

porque sé que hay sucesos
que se dan porque sí
porque lo que escribiste
fue precisamente lo que necesitaba escuchar, aun no te agradezco,
y es que no fui bien educada .

Nada sucede de casualidad
hiciste lo que tenias que hacer
( eso pienso, o talvez lo copiaste , y lo pegaste al por mayor por todos los blogs, los paréntesis dicen mi voz inconciente, ojala comprendas, y ves ? ya te estoy tuteando )





A d e l í .*
 
El bailarín Mentecato despierta pasiones a distancia con su magnetismo creativo.
Pero por mí no se preocupen...
 
He vuelto a releerte, y de paso me he divertido un poco con tus comentarios. Se las trae este Mentecato.
Me gustó eso de :
"Ella es una poeta que vive en el árbol de los sueños"
Con eso dejas ver que la conoces y muy bien y no solo eso, además deja ver un brillo cómplice, una secreta y virtuosa intimidad de la que todas quisiéramos hacer gala.
Te releo y no dejo de maravillarme.

Un besito
 
Reymuerto murió. Pero Bahía en calma (http://blogs.ya.com/bahiaencalma) sigue meciéndose con las olas...
 
te dejo todo mi cariño
un abrazo muy grande y que estes bien
mil besitos y cuidate


besos y sueños
 
Hola, volví.
 
Yo también.
 
Este reloj está dando la hora. Hay que darle cuerda. Ahora son las 12:38.
 
P.M.
 
me estoy leyendo A sangre fria, está bastante bien.
un saludo y felices fiestas! Está bien tu blog :)
 
Permitame, mentecado: (me llamo la atención)

"lasciate ogni speranza".

Recorde:

"Dejad toda esperanza los que entrasteis"

Ellos sabran que podran salir...

besos.
je
(perdon por la intromisión)
 
Post a Comment

Links to this post:

Create a Link



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?